Monday, August 10, 2009

Literatura Prospectiva entrevista a Carlos Atanes

“Carlos Atanes es lo más parecido a un director especializado en cf que tenemos en España. Poco convencional en sus gustos y en sus formas de trabajo, se ha convertido en un outsider sin apenas reconocimiento, pese a que sus dos largometrajes de cf (FAQ y Próxima) han tenido una cierta difusión en festivales. Nos responde sobre ambos, así como acerca de sus proyectos futuros.

¿Cómo valoras tu experiencia tras haber dirigido dos largos y varios cortos de ciencia ficción en España?
Pues es una experiencia bastante distópica. Como sabrás, tanto FAQ como Próxima han tenido mucha mejor acogida fuera de España que dentro. Aquí no caigo muy simpático. Los distribuidores, las televisiones y los festivales me confunden con un cobrador de morosos, por eso no me cogen el teléfono ni me responden los e-mails. Amontonan mis películas en algún cuarto trastero, sin verlas. ¡Menos mal que hay otros países ahí fuera! Allí hay gente que ve lo que se hace, y luego opina al respecto. A veces para bien y otras para mal, pero primero lo ven. ¿A que parece increíble? Pero yo no me quejo. He disfrutado rodando mis películas y seguiré disfrutando rodándolas. De vez en cuando alguien me felicita por mi trabajo y eso me procura satisfacción y ánimo para seguir insistiendo en algo tan trasnochado como hacer, en España, cine independiente, raro y, encima, de ciencia ficción. No vayas a pensar que todo son halagos, también me ponen de vuelta y media, pero en la variedad está el gusto. El piropo más bonito y frecuente que he recibido es que mis películas no parecen españolas, lo que dicho hoy en día es todo un piropazo. Eso sí, pienso largarme en cuanto pueda. Volveré cuando sea viejo a recoger el Premio Príncipe de Asturias y a que me den sepultura en un bosque caducifolio cerca del río Miño.

FAQ es una distopía, un género que me interesa especialmente. ¿Por qué crees que se practica relativamente poco, cuando la situación social precisamente invita a ese tipo de reflexiones?
¡Pero si se practica mucho! Lo de tener que pedirle al del bar que te encienda la máquina de tabaco con su mando a distancia cada vez que quieres comprar un paquete es digno del IngSoc. Bueno, es que ni Orwell llegó a concebir algo tan disparatado. Sin embargo, es verdad que hay relativamente pocas películas distópicas. En España no se hacen, pero es que aquí no se hace ciencia ficción. Si la haces te expones a que te quiten puntos del carné de conducir o algo parecido. En América se hacen más, pero menos de las que declaran, según mi parecer. Por ejemplo, nunca he entendido por qué siempre me encuentro con Blade Runner en las listas de películas distópicas. ¿Pero qué tiene Blade Runner de distópico? Hombre, sí, no muestra un futuro muy halagüeño. De hecho se parece bastante a nuestro presente. Pero si nos ponemos así la distopía acabará abarcando hasta los programas de teletienda. A mí me gusta acotar un poco más los conceptos. La verdad es que no te puedo responder con mucho rigor, se me escapan las razones por las que los demás hacen o dejan de hacer las cosas. En general a la gente no la entiendo mucho, se mueve por impulsos muy extraños. Lo que sí parece es que, por muy empapados que estemos de autocrítica (a veces justificada, otras muchas no), pesimismo y rencor contra nosotros mismos, Occidente (porque de Occidente hablamos, es aquí donde se ha cultivado el género distópico) no es el mismo Occidente de la primera mitad del siglo pasado. Zamiátin, Huxley, Ayn Rand y Orwell vivieron en un mundo peor. Peor, nos pongamos como nos pongamos. Vale que en la actualidad el newspeak está a la orden del día, pero Occidente no está viviendo ese delirio colectivo que vivió entonces, esa vergonzosa historia de amor con las utopías totalitarias, ese fanatismo indolente y criminal. Lo que no significa que no queden nostálgicos, los hay a montones. Y el hombre siempre ha temido la libertad, la propia y la ajena. El totalitarismo siempre está al acecho. Las cosas pueden dar un giro de 180 grados en un santiamén. Mañana puede saltar todo por los aires, puede haber una guerra atómica que se extienda por todo el planeta, pueden implantar un sistema global donde lapidemos a nuestras madres por no ponerse un burka. Pero si eso ocurre hacer películas será la última de nuestras preocupaciones. (…)”

Seguir leyendo en Literatura Prospectiva


Más info sobre el cine de Carlos Atanes en

www.carlosatanes.com

No comments: